¿Quiénes somos realmente?

laparascopic_cholecystectomySiempre me han llamado poderosamente la atención los transplantes. Cuando en tu cuerpo traes dentro de ti la parte de otro cuerpo… ahí mismo alcanzo a ver la “ilusión” de creer que uno es el cuerpo. ¡Qué tremenda y hermosa a la vez manifestación de claridad me brinda un transplantado!

Yo desde hace dos años aproximadamente fui intervenido para que se me extirpara la vesícula. Recuerdo perfecto cómo pensaba en ese entonces: “Ya empecé a dejar el equipo”. Me impresiona tanto esta verdad. ¡Nosotros no somos el cuerpo! Obsérvalo con atención y podrás ver que el cuerpo es, literalmente, un equipo mediante el cual nos comunicamos muy bien en esta dimensión corpórea. Pero lo que realmente somos, real, real, realmente… somos algo más allá del cuerpo. Se impone percibir “al dueño” del cuerpo: el espíritu, tu Yo Verdadero. Por eso me fascina escuchar o ver a un transplantado. Ya trae de dos equipos. Su original y una pieza de reemplazo de otro equipo que le donaron.

Si somos un ser espiritual con un componente físico, el equipo, tarde o temprano dejaremos el equipo, lo que la gente común llama “Muerte”. Otros ya lo vemos claramente como una mera transición. Nosotros, quienes realmente somos… ¡seguimos! Algunos incluso, para poder tener permanentemente un “remider”, nos quitaron ya parte del equipo, ya empezamos a dejarlo. Yo, todas las mañana, cuando me veo en mi abdomen los pequeño puntitos de la cirugía laparoscópica son un hermoso recordatorio de: “Ya lo empezaste a dejar…, ya te empezaste a desprender de alguna forma”. Pero ver a un transplantado hablando al mismo tiempo que “usa dos equipos” de usuarios distintos al mismo tiempo… me cautiva, me impone, me hace reverenciar la vida. Todos los aparentes problemas que podamos tener… se disminuyen a su ínfima expresión.

Si a esto le aumentamos que ayer mismo, el CEO de Apple, Steve Jobs, luego de un agresivo cáncer de hígado y parte de páncreas (según tengo entendido) se presentó en el escenario de su convención anual con una ovación de pie diciendo: “Estoy vertical… estoy de regreso… traigo el hígado de un joven en sus 20’s que murió en un accidente automovilístico,  y agradezco ese enorme acto de generosidad…”. Se me enchina la piel. Admiro tremendamente a este líder, amo su marca y sus equipos, pero verlo usar “dos equipos”… me hacen incluso ver a todas luces la presencia de Dios en otra de sus tantas y tantas manifestaciones. Lo dejo aquí para ti. Recuerda quiénes somos realmente.

Esto es… lo que alcanzo a ver.

ArizA.


Anuncios

7 comentarios sobre “¿Quiénes somos realmente?

  1. Hola Alejandro, en verdad comparto mucho tu idea, quisiera colorear con mi comentario tu visión, he reflexionado a cerca de lo que dices y creo que efectivamente somos más que este cuerpo físico, como tal un vehículo con el cual experimentamos emociones, el aprendizaje de este mundo sin un cuerpo físico sería como ir a la escuela sin mochila, el alumno como tal no es la mochila sin embargo es su vehículo para el conocimiento, hablo de “vehículo” porque a mi manera de ver esta realidad, es eso, el medio para transportar esa llama de luz que llevamos dentro, transportar un sinúmero de subsistemas que funcionan para un sólo fin, similar a un automóvil, me explico; el auto es mi cuerpo al encender la llama divina que llevamos dentro es como si encendiera el auto, meter la velocidades es poner en acción mis ideas, cada que logro un objetivo es como recorrer una gran distancia sobre la carretera, darle una buena alimentación es darle a un auto un buen mantenimiento, ir al Doctor es como llevar mi auto con el mecánico, controlar mis emociones y mis pensamientos es como saber conducir el auto, saber cuando acelerar o desacelerar, cuando frenar y cuando arrancar, cuando esperar el siga y lo más importante saber el destino para poder llegar a la meta deseada, recorrer los caminos del conocimiento sin tomar atajos ficticios disfrutar el camino -aprendizaje- como si fuera nuestra última vuelta de la carrera y cuando llegas a la meta, te da tanta alegría por todo lo que viviste en el recorrido y que al final la meta es el inicio de otro destino y que regresas a la pista ahora con un nuevo vehículo, eso para mi es la muerte bajarte de este auto que ya recorrió sus millas y subirme a otro nuevo para emprender un nuevo destino hasta que llegué el día de llegar al destino FINAL, en donde se encuentra DIOS.

  2. Alex, tu mensaje bien reafirma lo que me llegó en mente cuando un trabajador me dijo que necesitaba irse temprano para ir por “el cuerpo” de su nieto de 20 años que había perdido la vida en un accidente automovilístico. Y otra observación que tuve fue en un programa de casting para cantantes donde una señorita obtuvo lo mejores comentarios por parte de los críticos hacia la extraordinaria voz que tiene “pero” hubo quien dijo “no me gusta el envase, mas tu voz es esplendorosa, está bien… sigue adelante!, te aceptamos”.

    Y hoy al llegar al trabajo iba caminando por el pasillo… cuando sentí algo detrá de mí y al voltear me espanté, al notar que venía otra persona. Entonces me cuestioné ¿qué fué ese algo que sentí y me impulsó a voltear si mi conciencia me sabía sola en el pasillo?

    Mi conclución es que estamos contenidos de “algo” trascendente, sin límites, se percibe con un sentido superior.
    Saludos!

  3. HOLA!!! : )

    Coincidencia, ya tambien asi me refiero al cuerpo en mis comentarios , el Vehiculo, comentarios como: No cuida su vehiculo, no le da lo que necesita para que funcione bien, esta muy mal, no lo quiere por que lo maltrata, al caminar por la calle veo tanta diversidad de modelos y de estados de conservacion , cuidado y amor que se refleja,quieras o no.
    Es hermoso cuidarlo por que el contiene lo mas precioso que tenemos, un pedacito de la presencia del AMOR mas puro.
    Saludos ALEX, sigo tus comentarios.

  4. Hola !! : )

    En tu comentario, de hoy en nueva conciencia, donde recomiendas el consumo de antioxidantes,
    yo tengo mi comentario.Excelente recomendacion del consumo de Antioxidantes.
    Es Increible la manera en que el Ser Humano, te bombardea por todos los medios, de las enfermedades,y como te suelta el anzuelo para que personas con paradigmas de enfermedades, decidan engancharse,y, ZAS, Enfermas.

    Conmigo que no cuenten, yo tengo un Vehiculo modelo ’66, le doy lo basico, lo cuido con amor ,lo alimento con amor y el con amor me responde.
    GRACIAS POR ESTAR EN MI VIDA ALEX!
    hasta la proxima.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s